viernes, octubre 17, 2008

Extranjeros

Desde muy niña he convivido con personas de otros países, ciudades o regiones alejadas de la mia. Mis padres, al igual que el resto de los habitantes de esta ciudad, jamás tuvieron problemas en abrir sus puertas a los recién llegados y ayudarles a aclimatarse con comodidad en los viruetos de una ciudad desconocida para ellos.

Buenas y variadas amistades me acompañan pues desde la tierna infancia sin que por ello me haya sentido ni agraviada, ni usurpada, ni ningún de los despropósitos que oigo muchos días con respecto a emigrantes y extranjeros.

Al contrario, ha sido muy enriquecedor tener cierta amistad con suecos, irlandeses, italianos, franceses, argentinos, belgas, mexicanos, peruanos, bosnios, paraguayos, daneses, americanos, holandeses, chinos, suizos, alemanes, marroquíes, árabes e incluso ucranianos, canadienses y venezolanos,brasileños, cubanos y un senegalés que se han ido abriendo camino a lo largo de estos años.

Los he conocido buenos y malos, gentiles y groseros, es decir un poco como en todas partes, gente de todas clases.

Todo esto viene a cuento porque estoy cansada de escuchar a gente prepotente de mierda que cree que el dni les da la sabiduría y poder sobrenatural sobre los que carecen de él. Que se creen con el derecho de humillar y faltar el respeto a los favorecidos por la fortuna de un buen trabajo y un salario decente siendo extranjeros. Me da vergüenza ser compatriota de personas que carecen de escrúpulos y sentimientos, explotadores de almas, de necesidad ajena. Imbuidos de un falso orgullo nacionalista y además reconcomidos de envidias.

Alguien no hace mucho, a quien realmente aprecio, me dejo totalmente helada con su forma de expresarse y referirse a éstas personas. Su opinión me dejo perpleja por lo disparatada, por lo fuera de lugar y hasta de época si me achuchan. Me produjo tal desazón sus formas dirigiéndose a una mujer boliviana que me dieron ganas de gritarle emulando al Rey: Pero por qué no te callas y además te quedas muda, imbécil?

Gente tan necia que se cree en derecho de recriminar lo que si se les hiciese a ellos mismos llevarían cuanto menos a los tribunales de Estrasburgo. Pero claro, son nacionales y con dni.

Ay !!! hasta donde llega la necedad humada XDios!!!

La música que subo hoy es una bella canción llamada Obsesión compuesta por el Puertorriqueño Pedro Gomez, en la voz del gitano español Diego el cigala e interpretada al piano por el cubano Bebo Valdes. Lo único malo es la calidad de las imagines.


8 comentarios:

angélica beatriz dijo...

Hola mi andaluza predilecta :-)

Como siempre, descubres en tus palabras la lección de vida, ese momento que a otros ojos pasa desapercibido, pero no para los que escuchan y ven y sienten con el alma...

A veces me pregunto, querida Marbella, si se nace con el don de gentes, con "éso" que hace a la persona ser buena, generosa, comprensiva, desprovista de orgullo y despotismo, o simplemente se va aprendiendo en la escuela de la vida...

De la forma que sea, necesitamos personas así, como tú...

Gracias por ser como eres.

Te quiero mucho.

Muchos besos.

TOROSALVAJE dijo...

Suscribo tu post, lo firmo y lo aplaudo.

Ya está bien de patrioteros.

Besos.

juan rafael dijo...

Racistas hay en todas partes: no se pueden evitar.
Debe ser debido a su falta de educación primigenía, no sé.

Un profe dijo...

La lucha contra el racismo y la xenofobia tiene que ser diaria, constante, como la gota de agua sobre la roca. Con personas como tú, algún día habremos conseguido de verdad un mundo sin fronteras, no sólo pluricultural sino intercultural.
Me he permitido hermanar tu blog al recién abierto http://clubcharlatanesiesguadalpin.blogspot.com/
Un saludo muy afectuoso.

Lena dijo...

Me llena de alegría leerte hoy.

Un aplauso en forma de abrazo.

letizia dijo...

Em mi palacio también hay gente de toda procedencia.

Besos de Princesa

pau dijo...

Lo que demuestra la cantidad de complejo de inferioridad que hay por medio.

fumatadesabores dijo...

Muy bien dicho. Lo siento mucho por la gente extranjera que conozco, y por todos los miles que no conozco, y que les ha pillado la crisis en tierra ajena. Cuando la cosa va bien, a nadie molestan, pero poca gente les agradece o reconoce nada, pero cuando llegan los malos tiempos... todo es desconfianza hacia ellos, como si nos hubieran robado el empleo, la plaza de colegio, la plaza de aparcamiento donde nosotros necesitábamos aparcar, y hasta la barra de pan!
Claro que a mi tampoco me gustan los que pillan el desempleo por vagueza, los que van permanentemente buscando dar pena, los que me miran como si me fueran a robar el coche o el bolso en cuanto me descuide, pero no me jodas! también hay españoles que me hacen sentir así, con lo cual no podemos clasificar a la gente util o inutil en la reconstrucción de un país según su nacionalidad, sino según su condición humana, sus ganas de trabajar, de no joder al personal, de simplemente, buscar un sitio en este mundo donde poder vivir, como tu y como yo.
Tiempos difíciles nos esperan. Suerte a todos.
Te mando besos.