martes, junio 03, 2008

Quizás

Se acabó la batería del móvil, menos mal. Ahora ya nadie puede decir que no cojo el teléfono. No puedo. ¿el cargador? Ahhh si, en la oficina. El móvil a determinadas horas debía ser delito utilizarlo. Pasan las diez de la noche y la ultima conversación insustancial se ha comido media hora!!!!! Media hora intentando no ser descortés y apagar de un pulsonazo en el botón de off.

Cuando hablo por teléfono intento ponerme en el lugar del que recibe la llamada. Incluso cuando son mis hermanos, o padres o simplemente amigos lo hago. Creo que siempre pregunto antes que nada, si pueden hablar. A mi solo me lo preguntan cuatro o cinco personas de las muchas que me llaman. A la mayoría le suda el pie ( le es indiferente) si puedo o no puedo hablar.

Me han ocurrido cosas tan insólitas como lavarme los dientes y seguir hablando por el móvil. Ir a comprar al super y volver sin cortar la comunicación. Soy paciente hasta limites que a mi misma me cuesta creer. Sin embargo, debe ser la influencia de las ondas en mi cerebro, que estoy perdiendo la paciencia (esto es coña, pero es una razón) y hay cierta gente que no aguanto por teléfono. Los tengo del tipo: hable mas alto que no la oigo ( que no puedo que estoy en una reunión y me rodean cinco personas) ehhhhh, que dice!!!!!!!!!, me escucha, me oye., oiga!!!!!
Otro espécimen es: la llamo para una cosa, es que ahora no puedo. Le puedo llamar yo. No si es una cosilla de nada. Pero es que, Nada mujer son cinco minutos.
Media hora después sigo intentando cortar y el tipo sigue y sigue como el conejillo de las pilas. Lo peor son los que tengo delante. Unos hacen como que no oyen lo que respondo. Pero luego me cuestionan. Otros me ven escuchando afanosamente y se empeñan como locos en seguir con la conversión presencial.
A veces creo que están todos locos, yo la primera.

"Pequeño" acaba primaria y algo se me encoge dentro. Empiezan a volar los años a la velocidad vertiginosa que me predijo mi madre. Que poco de niño chico le va quedando en el cuerpo y menos en la cabeza.
Dimos sus juguetes de infancia, sus libros de primeras letras y solo quedan algunos peluches con formas de animales en su cuarto. Ahora, desde su ordenador, al que no tiene acceso por o
por estar nuevamente castigado. Miro sus fotos con la nostalgia de no poder recuperar aquellas horas definitivamente perdidas en el océano de mi vida.
En honor a "Pequeño" que adora esta canción: The Beatles-Lonely PeopleFrom: produtordemidia
quizás si supiese que la canción habla de gente solitaria no le gustaría tanta, quien sabe.....
Ahhhh en honor a "Mayor" mañana subiré opera, le encantaaaaaa (que bien)

6 comentarios:

angélica beatriz dijo...

Hola mi Marbella querida.

Eres una mujer profesional y ese aparatito que aquí llamamos celular te hace la vida más fácil, a que sí? Sooolamente que todo tiene un límite nos comentas... Bueno, ya sabes dónde está el botoncito de off, así que a darle duro mi niña linda ;-)

Me llega al alma eso que dices del tiempo... si lo sabré yo... :-(

Pero bueno, acuérdate en lo que quedamos... debemos vivir cada día intensamente vale? :-)

Mañana mismo te escribo, es que ando apachurradona... ;-(

Mil besitos...

TOROSALVAJE dijo...

El móvil ha sido un gran invento con indudables ventajas, lo que nadie imaginó es la esclavitud laboral que comportaría muchas veces. Ahora siempre y en todo momento estás localizado. Antes no.

Lo que pasa que ya nadie se acuerda.

Me pusiste melancolico. El tiempo vuela. Que pena.

Besos.

Beauséant dijo...

sospecho que siempre hay un momento en que decepcionamos de forma definitiva a nuestros padres, y rompemos una unión que nunca vuelve a ser la misma.. quizás yo lo hice demasiado pronto...

Melytta dijo...

Son muchas las cosas insufribles que se sufren en silencio o casi. Me he sentido identificada con eso de lavarme los dientes y eso... yo suelo preguntar, creo... pero ahora lo tendré en cuenta para la próxima.

También con esa sensación del paso del tiempo. Este año David, mi hijo pequeño hizo la comunión a partir de ahì no sé que les pasa, pero crecen de locos y me da una pena...

Besitos.

Aires dijo...

Creo que deberías acostumbrarte, cuando te hartes, a darle a cortar simple y llanamente. La primera vez le sentará mal a tu interlocutor, pero la segunda será más breve. Un besito.

Fanmakimaki ファンマキマキ dijo...

Dios....voy a jugar con Minimaki ahora mismo.